CONECTA CON NOSOTROS

¿QUE ESTAS BUSCANDO?

El Cívico

Noticias en español

¿Vale empujar en la Cámara de Diputados?: Fernando Iglesias continua denunciando a Carlos Viveros por el encuentro que tuvieron en la sesión

Fernando Iglesias apuntó nuevamente contra el diputado oficialista, ya que admite que fue directamente a buscarlo y agredirlo.

Fernando Iglesias se defendió luego de los dichos del diputado Carlos Vivero, tras el episodio en la Cámara de Diputados donde este último empujó a Iglesias tras la sesión por la modificación del Impuesto a las Ganancias. Vivero explica que tras una discusión hubo un «simple empujón» para terminar una discusión de alto voltaje, pero Iglesias indica que no hubo tal discusión y que fue directamente a agredirlo.

«Lo que dice el diputado es inaceptable. Todo es inaceptable», comentó Fernando Iglesias en TN. «Es mentira que hubo una discusión, me vino a buscar al pasillo de frente a mi, me tomó por sorpresa y me dio un empujón. Vivero no logra percibir la gravedad de esto ¿Vale empujar en la Cámara de Diputados? No pasó más nada porque hice lo que hago en estos casos, me pongo las manos en la espalda y espero la que venga», admitió el diputado.

“Tengo la tranquilidad de que no hubo agresión física, sino un simple empujón que tuvo que ver con terminar una discusión de alto voltaje”, admitió ayer Carlos Vivero. El diputado kirchnerista describió que ambos discutieron “fuertemente” y que sus tonos escalaron en un tenso intercambio. La disputa terminó “con un pequeño empujón, como un salí de acá”, según argumentó el militante del Frente de Todos.

«Si quieren venir a pegarme ya saben lo que voy a hacer. Pero que este cobarde haya hecho eso es grave», agregó Iglesias. Luego, explicó que los empleados de seguridad lo agarraron enseguida. «Les mandé mis agradecimientos después y les pedí que sean testigos, porque lo vieron. Además varios diputados de mi bloque vieron que no hubo ninguna discusión, vino directamente a agredirme», añadió.

Por último, agregó: «Yo me banco que me insulten, que me digan cualquier cosa. De vez en cuando algún gritito por mi parte hay también, soy un tipo temperamental. Pero cada vez que hablo yo es una jauría la del Frente de Todos para no dejarme hablar. Pero todo eso entra dentro de lo que puede pasar en un parlamento. Lo que no puede pasar es la agresión física».

El Cívico, © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados