Josephine Gillan, de «Game Of Thrones», devastada por «secuestro» de su hija

Josephine Gillan, de 31 años, quien diera vida al personaje «Marei» en la serie de HBO «Game Of Thrones» atraviesa un terrible problema familiar en estos momentos. A través de su cuenta en Twitter, la actriz pidió apoyo a sus seguidores después de que los servicios israelíes «secuestraran» a la medianoche del 4 de agosto a su bebé Gloria, de ocho meses. Ha pasado una semana del fatídico hecho y la artista no ha logrado dar con el paradero de su hija, por lo que decidió hacerlo público este miércoles en sus redes sociales.

La estrella británica expuso en los tuits que la pequeña Gloria estaba viviendo con una amiga desde que tenía cinco meses por decisión de los servicios sociales del país del Medio Oriente, mientras ella recibía terapia para la depresión postparto; según la Organización Mundial de la Salud (OMS), una de cada seis mujeres que dan a luz se ven afectadas con este problema. «(…) Mi amiga ha sido increíble y [ella] y su increíble familia ama y cuida a mi hija Gloria con un verdadero amor para mí y para ella», comenta Gillan en una publicación de GoFundMe en la que solicita colaboración económica para costear los gastos legales que este caso conlleva.

«Actualmente no estoy trabajando (en ‘Game of Thrones’) ya que está terminado y he estado ocupada con la maternidad». Es de recordar que la octava y última temporada de GOT terminó su rodaje en julio de 2018. Desde ese momento, Josephine Gillan habría viajado a Israel para cuidar a su bebé, a quien crió desde su nacimiento, excepto los últimos tres meses. Sin embargo, no ha sido fácil, pues la niña fue dada a otra familia y hasta ahora no permiten que su progenitora esté cerca de ella. «¡No se me permite verla ni tener contacto! ¡No tengo idea de dónde está! ¡No estaba allí en ese momento y no sabía lo que habían hecho! ¡Es absolutamente indignante!», expuso la actriz.

En el texto, Gillan asegura que su amiga fue amenazada esa misma noche por agentes de la policía, quienes le prometieron arrestarla y encarcelarla si no entregaba a Gloria. «¡Lo que han hecho los servicios sociales israelíes es ilegal y estoy luchando por recuperarla! ¡Pero desafortunadamente los costos legales no puedo pagarlos ahora mismo! ¡Los buenos abogados son costosos pero valen la pena para que mi bebé tenga una oportunidad de felicidad y amor que se merece!», puntualiza.

En un tuit por separado, la mujer recalcó: «¡Nada más que enfermos #trabajadores sociales #servicios sociales tratando de arruinar vidas y separar a un bebé de su madre que no ha hecho nada malo! ¡Secuestraron a mi bebé!». La estrella de la serie de HBO está pidiendo donaciones para recaudar el dinero que se necesita para traer de regreso a su hija. El monto que quiere reunir 5000 £ (libra esterlina), a lo que se traduce a un poco más de 6.000 dólares. «¡Ningún niño debería estar sin sus padres! ¡Especialmente si son buenos y cuidan al niño devotamente!», concluye.

Foto de Gloria, subida por su madre Josephine Guillen