Plácido Domingo se defiende tras ser acusado por nueve mujeres

El maestro de ópera, Plácido Domingo, de 78 años, estaría viviendo una de sus peores pesadillas después de que nueve mujeres, entre ellas ocho cantantes y una bailarina, lo denunciaran en un reportaje realizado por AP por acoso sexual. El tenor nunca había vivido algo similar, pues su nombre siempre iba ligado a la majestuosidad de sus conciertos, a los grandes reconocimientos que se le otorgaba y a su vida familiar junto a su esposa Marta Ornelas, con quien lleva 57 años de casado.

Según las acusadoras, el artista español les hizo varias propuestas de trabajo y le pintó un auge en sus carreras siempre y cuando sostuvieran relaciones sexuales con él. Dos de ellas habrían aceptado las propuestas indecentes por temor a perder sus trabajos; otras aseguran haberlas rechazado y como consecuencia de ello sus carreras se vieron perjudicadas. Los testimonios de las acusadoras demuestran que Plácido Domingo solía tener el mismo comportamiento con todas; las contactaba de forma persistente, las llamaba en varias oportunidades a su casa en horas de la noche, les hacía ver su interés en sus carreras y las citaba a una reunión en privado con él.

Una vez que se dio a conocer las denuncias y esta información rodara como pelota de fútbol por todos los medios de comunicación y las redes sociales, Plácido Domingo expuso un comunicado a la luz pública. “Las acusaciones de estas personas no identificadas, que se remontan hasta 30 años, son profundamente preocupantes, e inexactas tal como se describen”, indicó el ganador de varios Grammy. ¿Quién miente?, es la pregunta que se hacen los seguidores del músico y que se evidencia en plataformas como Twitter e Instagram.

Plácido Domingo y su esposa Marta Ornelas

“Aun así, es doloroso saber que puedo haber molestado a alguien o haberles hecho sentir incómodas, sin importar cuánto tiempo haya pasado y pese a mis mejores intenciones. Yo creía que todas mis interacciones y relaciones fueron siempre bienvenidas y consensuadas. La gente que me conoce o ha trabajado conmigo sabe que no soy alguien que dañe, ofenda o avergüence a nadie a propósito”, continuó exponiendo en su comunicado. “Sin embargo, reconozco que las normas y estándares por los que se nos mide hoy -como debe ser- son muy diferentes de lo que eran en el pasado. He tenido la bendición y el privilegio de haber tenido una carrera de más de 50 años en la ópera y me atendré a los estándares más altos”, concluyó.

Aunque Domingo asegura no haber dañado a nadie, y según él, sus compañeros de trabajo pueden dar fe de eso, en el trabajo presentado por la agencia de noticias, músicos, cantantes, bailarines y varias personas que en su momento trabajaron con el tenor comentaron haber presenciado un comportamiento inapropiado de índole sexual por parte de él, de la misma forma que perseguía a mujeres más jóvenes. Hasta el momento, se desconoce si las acusadoras tomarán acciones legales contra Plácido Domingo o, si por el contrario, hicieron eco de estos casos para que el mundo conociera la otra persona que se esconde detrás de los escenarios.

Plácido Domingo se convierte en tendencia en las redes sociales