La razón que mantuvo preocupado durante muchos años al príncipe Harry

El príncipe Harry estuvo profundamente preocupado por lo que le deparaba el futuro antes de que apareciera la actriz estadounidense Meghan Markle. Después de un torbellino de romance, la pareja se casó en una ceremonia televisada en mayo de 2018. Markle, de 37 años, y Harry, de 34, esperan el nacimiento de su primer hijo esta primavera.

«Harry, en un momento dado, estuvo realmente preocupado de lo que sería su vida en el futuro», dijo la experta Katie Nicholl. Nicholl, una escritora británica muy exitosa, que además es corresponsal de la revista Vanity Fair, publicó hace poco el libro «Harry and Meghan: Life, Loss and Love», que detalla con profundidad el romance entre Harry y Markle, ahora duquesa de Sussex, y cómo su matrimonio ha transformado a la monarquía británica. En el libro se muestran entrevistas con algunos de los amigos más cercanos de la famosa pareja, individuos que han trabajado junto a Harry, y empleados del palacio, entre otros.

Nicholl compartió que Harry podía ver claramente lo que faltaba en su vida. «Su hermano [el príncipe William] estaba felizmente casado y con hijos», explicó. “Muchos de sus amigos, que hasta ese momento habían sido solteros, se comprometían, se casaban. Creo que Harry realmente se preocupó por eso, y una de las razones fue porque quería encontrar a su compañera de vida, quería ser padre. Harry quería tener hijos por mucho tiempo».

Primero aparecieron informes de que Harry y Markle estaban saliendo en octubre de 2016 después de que fueron presentados por un amigo mutuo. En noviembre de 2017, el padre de Harry, el príncipe Carlos, anunció el compromiso de su hijo con Markle a través de un tuit de Clarence House. Nicholl dijo que, mientras investigaba para su libro, estaba sorprendida por «lo normal» del cortejo de la pareja. Y a la hora de pasar tiempo con Markle, Harry estaba dispuesto a viajar desde el palacio a Toronto, donde la estrella de Hollywood filmaba «Suits».

«Uno de sus amigos me dijo que Harry viajaba a Toronto durante las primeras semanas de su noviazgo con un solo oficial de protección, con una gorra de béisbol, vestido con una apariencia absolutamente normal, no siempre volando en primera clase», dijo Nicholl. “Él deliberadamente entró en esos viajes para que que todo fuera lo más normal posible, y luego, algunos días, iba a su casa y salía con amigos. Fueron vistos en el vecindario de Meghan antes de que fuera de conocimiento público que eran una pareja».

«Todo se movió rápidamente», dijo Nicholl en una entrevista previa en 2018, antes de la boda. «Según las fuentes con las que hablé, ambos se han establecido en Nottingham Cottage. Ella tenía su ropa y muchas de sus pertenencias enviadas [desde Toronto]… Han logrado hacerlo todo muy en silencio y muy por debajo del radar». En octubre del año pasado, Markle y Harry revelaron al mundo que estaban esperando su primer bebé, un anuncio por el que Nicholl no se sorprendió.

«Tan pronto como se casaron, querían comenzar a construir una familia», afirmó Nicholl. “Ambos estaban aparentemente sorprendidos y encantados de que sucediera tan rápido como fue… Cualquiera que haya visto a Harry con niños sabe que hay un magnetismo allí… Él tiene esta increíble capacidad para conectarse. Él siente verdadera empatía por ellos. Es simplemente brillante con los niños y, creo, será un padre brillante. Sé que es algo que ha querido durante mucho tiempo».

El Cívico

A %d blogueros les gusta esto: